El Ayuntamiento de Zaragoza anuncia nuevos ajustes en el servicio de bus urbano

Martes, 12 Junio , 2012 | Por | Categoria: Aragón

El Ayuntamiento de Zaragoza ya venía advirtiendo en las últimas semanas que el modelo de bus urbano tenía que cambiar. Hasta que se saque a concurso la contrata, el Consistorio ha tomado la determinación de realizar una primera reordenación del servicio que se irá complementando con otras posteriores en el momento que toda la primera línea del tranvía esté operativa.

 

Carmen Dueso, consejera de Servicios Públicos, ha desvelado que los nuevos retoques se producen para ajustar el servicio al descenso del 5% en la demanda. De esta forma, se conseguirá un ahorro de 1,2 millones de kilómetros que se traduce en cinco millones de euros menos. Hasta el 2 de julio, todas las líneas permanecerán intactas.

 

De todos los cambios, destacan la supresión de la línea 27 y 48. La primera de ellas deja de prestar servicio al menos hasta que el Parque Deportivo Ebro recobre su actividad. La segunda, que únicamente circulaba los miércoles y los domingos para llevar a los zaragozanos hasta el mercadillo, apenas ha calado entre los ciudadanos y la baja demanda ha terminado por enterrarla. No obstante, cuando la Ciudad de la Justicia, y el resto de servicios que se trasladan a la zona Expo, comiencen a funcionar, el Ayuntamiento se replanteará la situación.

 

También sufren retoques las lanzaderas que se pusieron en servicio para favorecer la intermodalidad con el tranvía. Tal y como han denunciado alguna vez los vecinos, las líneas 54, 55, 56 y 57 no terminan de cumplir con sus exigencias y, tras un año de funcionamiento, el Ayuntamiento estima que no son necesarios los refuerzos y ajustará sus frecuencias.

 

La 57 será la que sufrirá la ‘mutación’ más notable ya que quedará fragmentada en dos: una parte de la línea partirá de la Fuente de la Junquera para terminar en Vía Ibérica cada 30 minutos y la otra recorrerá Casablanca también hasta Vía Ibérica cada 8 minutos entre las 06:30 y la 22 horas y 18 minutos entre las 5 y las 06:30 de la mañana y de las 22:00 hasta las 00:30.

 

La bateria de cambios se completa eliminando buses articulados de las líneas 20 y 30 para sustituirlos por normales y ‘trasvasar’ los dobles hasta la 24 que, según ha apuntado Dueso, ha sufrido un incremento importante de demanda. Por último, los usuarios de la 23, 32, 33, 34, 35, 38, 40 y 42 verán como, desde el 2 de julio, el fin de semana tienen que esperar un minuto más a que llegue su autobús.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone