El Colegio Liceo Europa de Zaragoza condenado a pagar 5.326 euros a la familia de un niño que sufrió acoso

martes, 23 septiembre , 2014 | Por | Categoria: Aragón

liceo europaEl Juzgado de Primera Instancia número 21 de Zaragoza ha condenado al colegio Liceo Europa de esta localidad a indemnizar con 5.326,16 euros a la familia de un niño de 7 años que sufrió acoso escolar. En los fundamentos jurídicos de la sentencia se explica que tanto la tutora del pequeño como la psicóloga del centro han reconocido que el niño sufría acoso escolar y que “era maltratado por varios compañeros de forma continuada durante el recreo”.

Para ello, se ha basado en la declaración de testigos y peritos, que han corroborado que esta situación se hizo “muy difícil” para el pequeño y que “ha marcado su personalidad”.

El juez considera “acreditado” que los servicios prestados por el colegio” no fueron los adecuados” para el pequeño, que sufrió “daños psicológicos que van remitiendo”.

En la sentencia, se explica que el centro escolar alegó que “no hubo pasividad” con respecto al pequeño y que ya que intervino la tutora, que, a su vez reconoce que se “veía desbordada” y que envió al menor a un psicólogo.

Sin embargo, el juez alega que no se conocen las medidas adoptadas contra los “agresores, salvo hablar con ellos y reprimirles su comportamiento, algo que resultó evidente que fue insuficiente”.

De estos 5.326 euros, 3.772 son para sufragar los gastos por el cambio de colegio del niño, así como por el tratamiento psicológico, mientras que 1.553 son para el daño moral de la madre y el menor.

Cardenales y gafas rotas

Las sospechas de que algo sucedía comenzaron a lo largo del año 2011, cuando sus padres advirtieron de que llegaba del colegio con cardenales, en alguna ocasión con las gafas rotas y estaba más retraído, según informa la familia a través de un comunicado.

La situación no acabó hasta que los padres optaron por trasladar a su hijo a otro centro en octubre de 2012, cuando acababa de arrancar el nuevo curso escolar.

En aquel momento los padres no quisieron denunciar, sólo “pasar página”, pero poco después cambiaron de opinión al recibir por parte del centro una demanda, reclamándoles 1.965 euros por las cuotas de enseñanza, material y seguro escolar correspondientes al curso que ya había comenzado, y que dejaron de abonar, dado que cambiaron al pequeño de centro, además del importe de comedor y autobús (224 euros) del mes de octubre.

Estas cantidades, explican los padres del menor, se pedían porque el colegio privado alegaba que era una baja “por motivos externos al centro”.

Tras celebrarse el juicio el pasado mes de junio, el juzgado de Primera Instancia número 21 de Zaragoza ha dado la razón a los padres, ha desestimado la demanda del centro y ha estimado la demanda reconvencional que presentó la familia.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone