La DPT aprueba subvencionar Escuelas Infantiles en 41 municipios con 283.000 euros

Lunes, 26 Noviembre , 2012 | Por | Categoria: ACTUALIDAD PROVINCIAL

Una imagen del Pleno de la DPT de esta mañana

La Diputación de Teruel ha aprobado hoy dos importantes medidas de apoyo a los Ayuntamientos: la concesión de ayudas económicas para garantizar el funcionamiento de las escuelas infantiles municipales durante el curso 2012/2013 y la firma de un próximo convenio con la Secretaría de Estado de Hacienda para impulsar la colaboración en materia de gestión catastral como fórmula para contribuir a que los Ayuntamientos incrementen sus ingresos tributarios.

Con la adopción de ambos acuerdos, la Diputación de Teruel ratifica una vez más su auténtica función de Ayuntamiento de Ayuntamientos. Una labor vital en un territorio que está integrado por una mayoría de pequeñas localidades que requieren de la Diputación Provincial como ente supramunicipal prestador de servicios administrativos y recursos financieros que garanticen la viabilidad del medio rural turolense y la calidad de vida de sus habitantes.

RESPALDO A LA EDUCACIÓN INFANTIL

La Diputación de Teruel, consciente de la difícil situación presupuestaria que atraviesan los Ayuntamientos de la provincia, ha acordado ayudar económicamente a estas entidades locales en la financiación de los gastos derivados del funcionamiento de las escuelas de educación infantil. Con una cantidad estimada en 283.000 euros, la Diputación Provincial paliará el déficit generado por la reducción de las aportaciones que venía haciendo el Gobierno de Aragón y garantizará el mantenimiento del primer ciclo de Educación Infantil durante el vigente curso académico 2012/2013.

En esa línea de trabajo se inscribe la aprobación, por el Pleno de la Diputación de Teruel celebrado hoy, de las bases reguladoras para la concesión de subvenciones a las entidades locales turolenses que desarrollen actividades de educación infantil. Dichas subvenciones se concederán con cargo al presupuesto de la DPT de 2013 y se estima que beneficiarán a un total de 41 municipios. La distribución de las ayudas se llevará a cabo utilizando el criterio de las unidades didácticas, lo que permite un reparto más justo y prioriza a los municipios más pequeños.

Las citadas bases reguladoras de la concesión de subvenciones en materia de educación infantil de primer ciclo, contemplan ayudas por parte de la Diputación de Teruel relativas al segundo y tercer trimestre académico del curso 2012/2013.

Podrán acogerse a las mismas aquellos Ayuntamientos y Comarcas turolenses que lleven a cabo actividades en educación infantil y que hayan formalizado con el Gobierno de Aragón un convenio de colaboración a tal fin y durante el ejercicio de 2012.

Las subvenciones de la Diputación de Teruel serán compatibles con otras convocadas para fines similares por cualquier Administración o entidad pública o privada.

El plazo de presentación de solicitudes será de 30 días naturales contados a partir de la publicación de las bases en el Boletín Oficial de la Provincia de Teruel.

El importe de la subvención estará relacionado con el número de unidades educativas de cada centro de enseñanza. Así, se concederán hasta 5.000 euros por unidad educativa en núcleo de población diferenciado y hasta 2.000 euros por cada unidad educativa adicional. Todas las subvenciones deberán estar destinadas a gastos de personal derivados de la prestación del servicio de primer ciclo de Educación Infantil durante los meses de enero a junio de 2013. La cantidad máxima global para dichas subvenciones ascenderá a 283.000 euros.

Además, y si así lo solicitan las administraciones beneficiarias, la Diputación de Teruel procederá al pago anticipado parcial de la subvención aprobada para el ejercicio de 2013, cuyo importe será del 50% de la cuantía concedida.

MÁS COOPERACIÓN EN MATERIA DE GESTIÓN CATASTRAL

La Diputación de Teruel también ha aprobado hoy, en el transcurso de su sesión plenaria ordinaria de noviembre, la formalización de un convenio entre la Secretaría de Estado de Hacienda (Dirección General del Catastro) y la Diputación de Teruel que regulará la colaboración en materia de gestión catastral. Dicho acuerdo tiene una notable trascendencia en la financiación de los entes locales por cuanto permitirá optimizar la gestión del Impuesto de Bienes Inmuebles e incrementar los ingresos de los Ayuntamientos por dicho concepto.

El nuevo convenio interinstitucional facilitará una mejor coordinación entre el catastro inmobiliario, cuya formación y mantenimiento es competencia del Estado, y los Ayuntamientos turolenses, titulares del Impuesto sobre Bienes Inmuebles y cuya gestión recaudatoria tienen encomendada mayoritariamente a la Diputación Provincial.

A partir de ahora, se impulsarán medidas de intercambio de información y de actualización cartográfica entre la Diputación de Teruel y la Dirección General del Catastro que permitirán una gestión más adecuada de la recaudación tributaria.

Según se indica en el citado convenio, la Dirección General del Catastro (a través de su Gerencia Territorial de Teruel) faculta a la Diputación Provincial para que en régimen de encomienda de gestión realice la tramitación de los expedientes de alteraciones de dominio de bienes urbanos y rústicos

A través de su Servicio provincial de Tributos Locales, la Diputación de Teruel ofrece una

 

 

 

atención integral en materia de recaudación de tributos a los Ayuntamientos que delegan en la DPT estas funciones. En nuestra provincia, todos los Ayuntamientos tienen encomendada a la Diputación la gestión de tributos como el Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI) de rústica y urbana, el Impuesto sobre Actividades Económicas (IAE). También se gestionan, por delegación de los Ayuntamientos que así lo acuerdan, tributos como el Impuesto sobre Vehículos de Tracción Mecánica (IVTM), multas, tasas municipales y precios públicos. Se trata así de optimizar la gestión municipal en una materia fundamental para la viabilidad económica de las corporaciones locales como es disponer de una adecuada gestión tributaria.

Dicha labor se inscribe dentro de las competencias que la legislación vigente atribuye a las Diputaciones Provinciales. Se trata así de prestar un servicio de cooperación y asistencia económica y técnica a los Ayuntamientos que resulta básico, máxime en un territorio caracterizado por el pequeño tamaño de la gran mayoría de los municipios. Una circunstancia que se traduce, además, en la escasez de medios humanos y capacidad técnica para asumir las competencias que la ley les otorga a los Ayuntamientos en lo relativo a recaudación y gestión de los tributos de carácter local.

 

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone