La ermita de Villahermosa del Campo luce de nuevo para las fiestas tras permanecer 27 años cerrada

Domingo, 16 Julio , 2017 | Por | Categoria: ACTUALIDAD PROVINCIAL

La ermita de San Gervasio y San Potasio de la localidad turolense de Villahermosa del Campo ha vuelto a abrir sus puertas después de 27 años cerrada. El edificio -barroco del siglo XVIII y construido por el maestro de obras darocense Pedro Campos- fue clausurado por motivos de seguridad y, después de unas obras de rehabilitación, vuelve a lucir con motivo de las fiestas de los santos que le dan nombre.

La ermita de los santos Gervasio y Protasio, de estilo barroco (S. XVIII), es un edificio con tres naves que conserva un retablo del siglo XVI y varios barrocos. Los santos Gervasio y Protasio fueron dos hermanos mellizos milaneses venerados por haber sido mártires de la cristiandad, a quienes se les atribuían propiedades curativas para las hernias.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone