La inflación se eleva hasta el 3,7% en Aragón, una décima por debajo de la media nacional

Jueves, 12 Mayo , 2011 | Por | Categoria: Portada

El alza de precios de las materias primas mantiene la tasa de inflación en niveles relativamente elevados

La tasa anual de inflación se situó en el mes de abril de 2011 en el 3,7% en Aragón y en el 3,8% en el conjunto de España. Estos datos, publicados por el Instituto Nacional de Estadística (INE), suponen una aceleración en el índice general de precios de dos décimas en relación al registro del mes precedente, que había sido del 3,5% en Aragón y del 3,6% en España. Por otra parte, en el promedio de la UEM aceleró también una décima, pasando del 2,7% al 2,8% anual.

Dos son los causantes fundamentales que podemos identificar en la evolución de la tasa de inflación durante el mes de abril: el comportamiento de las materias primas y el de las bebidas alcohólicas y el tabaco.

El precio de las materias primas y, en particular del petróleo, continúa en su tendencia alcista, en buena parte debido a factores geopolíticos. El precio medio del petróleo Brent en el mes de abril ha sido de 123,6 dólares por barril, el valor más alto desde julio de 2008, lo que representa un incremento interanual del 45,7% y del 7,9% en términos mensuales. Como referencia puede señalarse que en 2010 el precio medio del petróleo Brent fue de 79,5 dólares, en 2009 de 61,5 dólares y en 2008, valor record, de 97,2 dólares.

No obstante, podemos señalar que la revalorización del euro ha podido compensar una parte de estas subidas. El euro ha registrado un valor medio de 1,44 dólares en el mes de abril, apreciándose un 3,2%, respecto a la media del mes previo (1,40 dólares). En comparación interanual también ha ganado valor respecto al dólar, un 7,7%.

Como consecuencia de la evolución del precio del petróleo, los precios de los combustibles batían nuevos record y situaban la tasa de inflación del grupo de consumo de transporte en el 8,8% anual y la del de vivienda en el 9,0% anual.

Nuevamente, el grupo de bebidas alcohólicas y tabaco crecía notablemente, en concreto un 15,5% en tasa anual. Se espera que las presiones alcistas de este grupo vayan remitiendo gradualmente al resultar fruto de los aumentos en los impuestos especiales del tabaco acaecidos en junio y diciembre del año anterior, y que se arrastrarán como efecto escalón a lo largo del presente año.

Los restantes grupos de consumo seguían reflejando con carácter general la debilidad del consumo de los hogares, con tasas de inflación más moderadas, con la excepción de la enseñanza cuyos precios crecían en Aragón un 2,7% anual en abril.

Así, crecían con moderación los precios de comunicaciones (0,3% anual), los de vestido y calzado (0,4% anual) y los de menaje (0,9% anual). También crecían hostelería y ocio y cultura (1,2% anual en ambos casos), así como los alimentos y bebidas no alcohólicas (2,0% anual).

Finalmente, un grupo de consumo presenta en abril de 2011 precios inferiores a los observados un año antes, lo que se traduce en una tasa anual negativa de inflación. Es el caso de medicina (-0,3%).

La inflación subyacente, que es aquella que excluye de su cálculo los alimentos no elaborados y los productos energéticos, aceleraba en Aragón medio punto en abril hasta alcanzar el 2,0% en tasa anual. De forma similar, en el conjunto de España la aceleración fue de cuatro décimas para quedar en el 2,1% anual.

Por provincias aragonesas, Huesca sigue resultando la más inflacionista con una tasa anual del 4,3% en abril, seguida de Teruel con un 4,1% y de Zaragoza con un 3,6%.

Por comparación con el mes precedente, los precios subieron en abril un 1,3% en Aragón y un 1,2% en España, impulsados básicamente por la nueva temporada de moda, los combustibles y los precios de viajes organizados y hostelería, con motivo de la celebración de la Semana Santa. Ello se reflejó en los aumentos mensuales de precios de vestido y calzado (9,4%), ocio y cultura (1,5%), transporte (1,0%), vivienda (0,7%) o menaje (0,6%).

El Banco Central Europeo, en su última reunión, celebrada el día 5 de mayo, decidió mantener los tipos de interés de la zona euro en el 1,25%, nivel en el que los situó el mes de abril al aumentarlos 0,25 puntos porcentuales. Cabe recordar que el anterior incremento del tipo de interés llevado a cabo por el BCE tuvo lugar en julio de 2008, momento en el que lo situó en el 4,25%.

Por otra parte, de las palabras pronunciadas por Trichet en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno del BCE los analistas interpretan que probablemente en junio no habrá una nueva subida de tipos, dado que Trichet no utilizó la expresión “fuerte vigilancia” para referirse a la actitud del organismo ante la inflación, palabras que en otras ocasiones ha utilizado para anticipar subidas de tipos en la siguiente reunión, sino que dijo: “vamos a seguir muy de cerca” todos los acontecimientos con respecto a los riesgos al alza para la estabilidad de precios.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone